Envíanos un Whatsapp


¿Por qué los domingos nos cuesta más ir a dormir?

¿Alguna vez te ha pasado que después de toda una semana de estar durmiendo perfectamente con tu horario fijo, llega el fin de semana, y el domingo (cuando intentas volver a dormir temprano para despertar bien descansado el lunes por la mañana) simplemente no logras conciliar el sueño?


Datos de la Fundación de Sueño indican que si este es tu caso, ¡no estás solo en esta batalla! Según un artículo que publicaron este pasado septiembre, alrededor del 79.5% de los adultos dicen tener problemas para dormir ése día de la semana, además, el 33.2% de ellos de entre las edades 18-41 dicen que presentan este problema de manera recurrente, y el 54.4% de estos adultos creen que la causa de este insomnio es el estrés y la ansiedad. 


¿Será acaso que este problema colectivo sea mera coincidencia?


Existen estudios que aseguran que el domingo es el día en el que más personas experimentan sentimientos de tristeza y ansiedad. Esto se comprueba con los trends que vemos en las redes sociales como Twitter, Instagram o Facebook con el llamado “domingo de bajón” o en inglés “Sunday blues” o “Sunday scaries”. 


Este estado, parece que no discrimina tampoco de edad, grupo socioeconómico o género. ¡todos lo hemos experimentado! Aunque para dormir, se reporta que sí existe una diferencia generacional: La generación Z (aquellas personas que ahora tienen entre 18-25 años) y los millenials (de edades 26-41) son las que lo sufren más frecuentemente. 


¿Así que qué es lo que causa estos “domingos de bajón” que no nos dejan dormir?

Al parecer, lo que más afecta es la anticipación de lo que tendremos que hacer al día siguiente. Es el mismo tipo de ansiedad que se siente la noche antes de presentar un examen, o de hacer una gran presentación en frente de tu jefe. 


Después de todo un fin de semana de diversión, el lunes comienzan todas nuestras actividades obligatorias de nuevo, y mientras que es normal sentir un poco de ansiedad, a veces esta puede crecer de más y robarnos el sueño. 


Otra razón, es que si tu eres una persona que tiene bien controlado su horario de sueño entre semana (de manera que se duerme y despierta puntualmente a la misma hora de lunes a viernes) muchas veces el fin de semana con los cambios de planes y salidas nocturnas recorre nuestro horario, haciendo que nuestro ciclo circadiano se altere y no indique a nuestro cerebro que produzca las hormonas de sueño (melatonina) a la hora que queremos dormir.


¿Qué podemos hacer para evitar perder sueño los domingos?


1- Organiza tu semana: Para no dormir con ansiedad, el domingo en la noche dedícale 10 minutos a hacer tu plan semanal. De esta manera, dormirás más tranquilo porque las cosas ya no estarán “al aire” y podrás tener algo de seguridad en la semana que viene, además de que podrás prepararte mentalmente.


2- Ten una buena higiene de sueño: Lunela ofrece diferentes productos como sábanas, almohadas, y colchones inteligentes que podrían hacer de este punto una tarea más sencilla. De igual manera, se recomienda cuidar de la temperatura de ambiente, el ruido, y cantidad de luz que entra. 


3- Haz algo que te guste: ¡Aprovecha tu tiempo libre del fin de semana! Si logras hacer algo con tu tiempo que te guste, sentirás que tu fin fue bien aprovechado y el sentimiento de satisfacción podría disminuir el estrés por la noche. ¡Recuerda que el tiempo que pases descansando en tu tiempo libre también es tiempo aprovechado!


Recuerda que lo mantiene interesante la vida es la posibilidad de un trabajo que te emocione y te llene ¡aunque eso a veces venga con sus problemas! pero tampoco dejes de lado el buen descanso y el sueño, ¡es importantísimo!


Referencias: 


Graham, B. (2022). One-Third of Adults Lose Sleep to 'Sunday Scaries' | Sleep Foundation. Recuperado el 5 de octubre desde https://www.sleepfoundation.org/sleep-news/one-third-of-adults-lose-sleep-to-sunday-scaries